Relatos premiados 2013

Os presentamos a los ganadores del II Concurso de Relatos Cortos LIBRE MENTE. Estamos encantados con la acogida que ha logrado el certamen y queremos daros las gracias a todos los participantes por las excelentes aportaciones que nos habéis enviado. Hemos tenido la inmensa fortuna de leer obras muy interesantes, profundas, emocionantes, brillantes... Como podréis imaginar, la elección de los ganadores ha sido una tarea muy difícil. 

Estamos tan emocionados con los trabajos recibidos que nos gustaría publicar periódicamente en este apartado los relatos que más nos han cautivado. Y es que nos ha llegado mucho material que merece ser compartido. 

¡Esperamos que disfrutéis de la lectura! 

 

 

Mª Ángeles Albuixech Ballester
30/01/2014
 
El río Urumea –el del agua fina- va muriendo en el Cantábrico, entre el monte Urgull  y la playa de La Zurriola, con mayor caudal del habitual debido a las lluvias de los últimos días.
Nuestro neonato grupo de autoayuda psicológica ha buscado el abrigo del parque Cristina Enea para su reunión de hoy. Todo surgió a raíz de que Ander, uno de los miembros menos acomplejado/acojonado por nuestros problemas de alucinaciones auditivas, pegase anuncios en los bares de la parte vieja de Donostia y en las redes sociales:
“¿Oyes voces? 
¿Oyes voces que no sabes de dónde vienen y que resuenan en tu cerebro?
Si optas por seguir con ese tormento, es cosa tuya; si quieres intentar enfrentarte al problema, únete a nosotros”.  nekatutanagodagoeneko@bizitzaberria.eusk
Raúl Clavero Blázquez
30/01/2014
 
Allí estaba, bajo mi cama.
-¿Qué haces ahí escondido? – le dije.
-Fue aquí donde nos conocimos, ¿verdad? Qué recuerdos. No eras más que un chiquillo ¿Cuántos años tenías? ¿Diez? ¿Once? Cómo llorabas. Todas las tardes, al llegar del colegio, te ovillabas sobre el colchón y temblabas durante horas. Me dabas tanta pena. Me partía el corazón verte así.
-Ahora es distinto.
-Distinto, ¿por qué?
-Porque estoy mucho mejor.
-Estás mucho mejor – gruñó entre carcajadas -, claro, y ya no me necesitas. Estás mucho mejor y me echas de tu vida chasqueando los dedos, como si nunca hubiera significado nada para ti.
-Exacto.
-Es por ella, ¿verdad? ¿Cómo se llama? ¿Mayte? ¿Marta?
-Martina.
Piedad Baca Romero
30/01/2014

Su cabeza era un caos de ruidos, voces incongruentes, luces deslumbrantes y oscuridad terrorífica.

Apelotonados y en barullo, todos hablaban al equipo de urgencias que intentaba poner orden y controlar al enfermo.

–Jaime está bien –dijo el director de la emisora consiguiendo, como todos los días, acallar el escándalo. Pero de pronto entró en una espiral de improperios. De su boca salía un disparate tras otro, en tonos discordantes de voces impostadas. Sus gestos eran ridículos y desquiciados. 

 Qué diferencia con el joven simpático y buen comunicador que con gran esfuerzo dirigió el programa líder de audiencia en la sobremesa diaria. Para que lo entendáis: se había vuelto loco. O, como diagnosticó el doctor: “una crisis sicótica”, y era imprescindible su internamiento en la unidad psiquiátrica para su estudio y posterior tratamiento.

Continuar leyendo >

MariJoxe Azurtza Sorrondegi
30/01/2014
- Hori entzun duzu?
Izanik buruarekin ezetz egin zion zeharka begiratu zion emazteari, ezpainak erdi okertu eta estutuz.  
- Orduan nik bakarrik entzun dut, ezta?
Baietz berretsi zion gizonak. 
Hasperen egin zuen Junek. 
- Ados.

 

María Isabel Conte
25/02/2014
 
Fue por casualidad. Mientras hojeabas el periódico, contando las letras de cada titular, apareció ante tus ojos aquel artículo médico. Tanto se acrecentaba tu interés, que por momentos, hasta olvidaste releer las frases al llegar a un signo de puntuación. Al fin pudiste descubrir la identidad de ese molesto acompañante: “Trastorno Obsesivo Compulsivo”.
 

Páginas