Relatos premiados 2020

¡Estos son los relatos ganadores del IX Concurso de Relatos Cortos 2020! Un año más, estamos encantados por la calidad y la cantidad de trabajos recibidos y queríamos agradecer vuestras aportaciones. Más de 300 relatos, en español y en euskara, que nos han ofrecido múltiples y variadas visiones de la depresión, y con los que hemos disfrutado y aprendido enormemente. Tras varios meses de lectura y deliberación, estos son los relatos que hemos seleccionado. 

¡Disfrutad de la lectura!

---------------------------------------------------

Paula Neva Márquez
04/02/2021

UNO

El peor momento del día era cuando sonaba el timbre a las nueve menos cuarto de la mañana. Era Geli, la vecina del tercero. Nos llevaba al colegio a Lucía, su hija de mi edad, y a mí.

—Buenos días Estrella, ¿preparada?

Su cara me ponía nerviosa. Sonreía. Pero sonreía tanto que se le veía toda la hilera de dientes de arriba, también toda la fila de dientes de abajo y hasta un enorme hueco en medio entre las dos. Papá decía que tenía que ser amable y darle las gracias porque nos hacía un favor. Pero yo no lo creía. Yo prefería, sin lugar a dudas, que fuera mamá la que me llevara al colegio.

Verónica Monge Holgado
04/02/2021

Chopped. No tengo. Lo necesito para la merienda de Juan. ¡Qué pereza! Tengo que ir a comprarlo.  No puedo. ¿Qué pensarán al verme así? Decrépita. Parezco un fantasma. Menudas ojeras. Pálida. No me he maquillado. Las mechas están ya color canario. ¡Ufff…! Debería ir... No puedo. Tal vez si respiro hondo y cuento hasta tres mi cerebro dé la orden de moverme y mis piernas reaccionen. No puedo. No tengo ganas. 

Ana Belén Ortiz Moreno
04/02/2021

Piso el acelerador. Ya no recuerdo cuándo fue la última vez que cogí el coche. Siempre me temblaban las piernas en cuanto cogía las llaves. Meto quinta. Puede que ese miedo se haya disuelto por otro monstruo al que le tiene más miedo. ¿Acabo de repetir la palabra miedo? Sí, lo he hecho. Simplemente puede que me sorprenda en la siguiente curva y no me deje sujetar el volante.

Eneritz Alberdi Irastorza
04/02/2021

Amona

“Aiora naiz eta nire aitak depresioa du”. Esaldi bakar hau dut debekatuta, edo nuen. Amonak esan zidan gauza politez hitz egitea zela denentzat hoberena: loreak, tximeletak, etb. Baina zer arraio, tuntuna naizela uste dute ala? 8 urte eta erdi dauzkat eta nik ondo dakit zer den depresiboa izatea. Amak mugikorrean tetris, mina, eta bakartian jolasten uzten dit noizbehinka baina googleatzen ere badakit eta bertan, hau dio depresioari buruz: “estutzea edo uzkurtzea, opresio, lur-jotzea”.